Trato oscuro

Pasaron ya varios meses desde que tuve el sueño, pero aquí voy:

Básicamente la idea era que éramos un grupo de gente (aprox. 20 personas) de las cuales yo era el responsable de analizar una situación “delicada”. Ésta consistía en comprobar todos los posibles escenarios sobre un “trato” que se estaba a punto de realizar.

¿Con quién se iba a realizar el trato?

Pues con nada más y nada menos que con una entidad a la que todos llamaban “El Señor Oscuro”… literalmente así se lo mencionaba en el sueño.

Lo dificil del asunto es que habían 2 cosas que sí o sí debían realizarse. Éstas eran:

  • 2 personas iban a volver a la vida (sus almas retornarían a la tierra).
  • Pero también 2 seres desconocidos lo harían al mismo tiempo como efecto colateral.

Nosotros ya sabíamos quienes eran las 2 personas que regresarían y aquello no estaba en discusión (aunque creo que yo ni las conocía).

El gran problema era que los otros “2 seres” ya estaban definidos por parte del Señor Oscuro y eran indiscutibles, es más ni siquiera podía decirnos nada acerca de ellos (bien podían no ser humanos).

Entonces la solución que yo encontré, después de analizar y discutirlo mucho con la gente, fue poner 2 restricciones al momento de hacer el trato:

  • Que ambos seres entrarán en los cuerpos que NOSOTROS establezcamos.
  • Que ambos tenían prohibido hacer daño a un ser humano.

Yo ya tenía todo planeado: los cuerpos que recibirían a esos dos seres eran un perro y un gato… había analizado un montón de escenarios y todo salía bien con ellos, no ocurriría nada imprevisto según mis proyecciones.

Todo parecía estar controlado, pero surgió un problema…

Fue algo super ridículo: mientras estaba explicándoles la “solución” a todos los reunidos (o sea, las aprox. 20 personas) y TODOS ELLOS estuvieron de acuerdo con lo que yo propuse, pues llegado el momento de hacer el trato formal pasó algo:

… se me escaparon el perro y el gato que tenía preparados!

Me ví en un apuro feísimo y no sabía qué rayos hacer.

Imagínense tener a una criatura llamada “Señor Oscuro” frente a tí, esperándote todo impaciente, y no saber qué rayos hacer!!

Me vi forzado a pedirle tiempo, poco menos de 1 minuto (no quería arriesgarme a impacientarlo), para completar los detalles faltantes e iniciar el acuerdo.

Corrí por toda la manzana y encontré de milagro un granjero criando aves de granja. No recuerdo si eran pollitos o patitos, pero como estaba muy apurado, pues tomé inmediatamente 2 de ellos y pensé: “no hay otra opción”.

Luego se los presenté a esa entidad oscura y el trato se completó.

Ahora bien, ¿qué fue lo que pasó después?

Desgraciadamente no lo recuerdo bien, pero no fue nada bueno… imaginen que fue una película donde hubo una transición o una pantalla negra mostrando el mensaje: “unos años más tarde”.

Lo único que recuerdo es que me terminé lamentando de la situación… recuerdo haber visto una criatura horripilante como una especie de hidra-ave.

Esta criatura no hacía daño a los seres humanos (respetaba las 2 reglas establecidas por nosotros), pero curiosamente de alguna manera terminó siendo la responsable de millones de muertes en todo el mundo.

Finalmente, en la escena final de mi sueño (como si fuese una película) se escuchaba a un narrador concluir la misma con la siguiente frase:

“Una vez más, el señor oscuro demostró que la inteligencia del hombre no es nada frente a su astucia… los humanos no son más que monos con una ametralladora en sus manos”.


Eso último fue lo que me dejó reflexionando cuando desperté.

Como curiosidad: al día siguiente me puse a pensarlo y analizarlo una y otra vez, hasta que finalmente descifré lo que pasó al final… fue algo que ya ocurrió antes en el mundo real y que también provocó millones de muertes humanas… pero esa será una historia para otro día.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.